30.3.09

"Voy a investigar"

Los dedos de sus pies son pequeños y rechonchos, de esos con los que te apetece jugar a los cinco cerditos. Sus pies son más delicados que los míos, más blandos, más suaves.
Tiene pantorrillas finas y rodillas puntiagudas, muslos poderosos, caderas pequeñas. Un ombligo como un agujero negro, costillas masticables, pecho cómodo, hombros redondos, espalda segura y reconfortante. Brazos cálidos, manos prolijas, dedos largos. Un cuello lleno de recovecos, orejas con balcón blanco, nariz única, deforme y preciosa, cicatrices que me recuerdan la suerte de tenerlo, boca suave y saborizada, ojos sobrenaturalmente trasparentes. Piel acariciable, terciopelosa.
Todo él es acariciable, suave, cálido, cómodo, masticable, seguro, reconfortante, único, grande pero pequeño pero grande.

6 comentarios:

  1. Cuidado, luego se me sube el ego y la gente no me aguanta :P

    (Quién puede tener complejos con cosas como esa).

    (Menuda cara se me ha puesto, en el curro).

    ResponderEliminar
  2. ¡Pero si tú tienes novio! :P

    (¡Es broma, es broma!)

    ResponderEliminar
  3. Mientras que te aguante yo... XD

    ResponderEliminar
  4. Decía que yo también quiero esa tranquilidad que se lee en los textos de Ann últimamente.

    Pero claro, eso ya sería mucho interpretar de cuatro palabras xD

    ResponderEliminar
  5. No sería la primera vez que me lo planteara.
    Lo de vivir juntas, digo.

    ResponderEliminar