17.12.09

Cualquier gesto, cualquier cama.

Voy a hacerlo.
Estoy dispuesta.
Estoy lista.
Necesito volver.
No va a ser tan bueno, obviamente. Puedo volver a lo regulero.
Pero es necesario para mi salud mental.
No es algo que haya decidido. Es una oportunidad que se me presentó, y que mi cuerpo no quiere rechazar.
Ya no va a ser como antes. Ya no saltaré de uno en otro, ya no buscaré cosas efímeras. Físicamente no lo necesito. Físicamente todavía dependo de él.
Pero necesito saber que vuelvo a tener el control de mi vida, que estoy avanzando hacia algo, en lugar de tejer y destejer como Penélope.
Quiero volver a ser yo.
Salvo que más estable.

3 comentarios:

  1. Vaya contraste con tu anterior entrada...

    ResponderEliminar
  2. No realmente.
    Puedo hacer ambas cosas a la vez.
    Llevo años haciéndolo.

    ResponderEliminar
  3. Suerte. Cuando lo hice yo se me tergiversó hasta la náusea y se me llamó zorra hasta la afonía.

    ResponderEliminar